Tesoros más preciosos que los bienes incalculables.

Nosotros aún no podemos olvidar la imagen del camarada Kim Jong Un quien visitó el Hospital Pediátrico Okryu el día 21 de marzo de 2014 y reía con tanta felicidad al ver a los hijos de los trabajadores ordinarios que recibían un tratamiento médico en el hospital parecido a un palacio.

El Hospital Pediátrico Okryu es un hospital pediátrico moderno y general que fue construido a nivel mundial por el estimado camarada Kim Jong Un quien fijó personalmente el sitio al frente de la Casa de Maternidad de Pyongyang y revisó los diseños del hospital por decenas de veces.

El estimado camarada Kim Jong Un visitó el día 16 de julio de 2013, día malo en que llovía a cántaros, el peligroso sitio de la obra de construcción del hospital pediátrico que acababa de levantar la armadura y diciendo que no deberíamos escatimar nada para los niños  resolvió por completo los equipos médicos ultramodernos, todo tipo de muebles, ambulancias y vehículos necesarios para la administración, y prestó la solicitud para que se construyera una pista de aterrizaje para helicópteros.

El estimado camarada visitó el hospital pediátrico que estaba a punto de terminar el día 5 de octubre de 2013 y le puso al hospital el nombre de “Hospital Pediátrico Okryu” diciendo que “Okryu” significa que corre el agua clara y limpia como la perla y que es una buena expresión que simboliza Pyongyang junto con la expresión “Ryugyong”.

Unos días después, el Hospital Pediátrico Okryu fue inaugurado solemnemente en ocasión del día de fundación del Partido del Trabajo de Corea.

Cuando los extranjeros visitaron el Hospital Pediátrico Okryu construido modernamente en armonía con la psicología infantil, ellos expresaron sus sentimientos como sigue.

Este lugar es parecido a un palacio, más que un hospital. Es muy conmovedor el hecho de que prepararon un aula en el hospital para que los niños hospitalizados puedan estudiar sin cesar. Es difícil de creer que compraron tales equipos excelentes a precios tan altos y ofrecen tratamientos médicos gratuitamente. Yo envidio de verdad a los niños que viven en este país magnífico.

De verdad, la revolución coreana avanzará y logrará victorias para siempre en el futuro también con la fuerza del amor a la posteridad y al futuro por tener como su gran padre al estimado camarada Kim Jong Un quien exalta a nuestros niños como preciosos tesoros que no pueden compararse con los bienes de oro y plata incalculables y como la totalidad de la esperanza y el futuro.